Esta viernes 12 de Noviembre 2010 se estrena en cines la película de acción dirigida por Tony Scott IMPARABLE, protagonizada por Denzel Washington y Chris Pine.

Inspirada en hechos reales, IMPARABLE es una descarga de adrenalina provocada por una acción enloquecedora, marca de la casa del director Tony Scott, uno de los directores más rentables de Hollywood, alrededor de gente corriente que se ve expuesta a circunstancias extraordinarias. Un veterano mecánico ferroviario (Denzel Washington) y un joven conductor (Chris Pine) luchan en una carrera contra reloj para detener  un tren incontrolado sin conductor, como si fuera un misil del tamaño de un edificio, y así evitar que se produzca el desastre en una zona densamente poblada.

“Es una película que comienza a cincuenta kilómetros por hora y termina a doscientos por hora; es velocidad y más velocidad”, afirma Scott, quien admite que IMPARABLE ha sido el proyecto más duro, tanto en lo físico como en lo mental, que ha llevado a cabo.

Trailer IMPARABLE

El realizador Tony Scott es un maestro en acontecimientos cinematográficos, como “Marea roja” (que también fue protagonizada por Denzel Washington), “El fuego de la venganza”, “Amor a quemarropa” y “Top Gun”, que mezclan una acción trepidante con personajes finamente acabados, y que sumergen a los espectadores aún más en la acción y el drama.

En IMPARABLE los protagonistas son Frank Barnes (Denzel Washington) y Will Colson (Chris Pine). Entre ambos existe una evidente diferencia generacional que marca su relación. Frank tras toda una vida dedicada al ferrocarril es un hombre experto, pero ahora su tarea consiste en enseñar al nuevo empleado a hacer su trabajo, para que pueda ocupar su puesto, lo cual no le hace nada de gracia.

Will (Chris Pine) y Frank (Denzel Washington) protagonizan IMPARABLE

Will (Chris Pine) y Frank (Denzel Washington) protagonizan IMPARABLE

Will es un joven que se siente fracasado. A pesar de haber crecido entre peces gordos del ferrocarril decide dirigir su vida por otro camino diferente, pero cuando ve que éste resulta más difícil de lo esperado, vuelve a su pueblo sólo para darse cuenta de que llegar a casa es aún más difícil. Aun cuando tiene dudas, va a dar lo mejor de sí en su trabajo para el ferrocarril? por ahora. Separado de su mujer y de su hijo después de que su temperamento le juegue una mala pasada, acumula mucho odio en su interior lo que le convierte en un volcán.

Esperemos que efectivamente el último ejercicio de Tony Scott, el estreno IMPARABLE, sea una suma de ese apreciable legado, que combina a partes iguales acción, personajes, drama y emoción, y no una versión modificada de películas como “Speed”.