La única opción de terror para estas Navidades es el estreno de producción española LA POSESIÓN DE EMMA EVANS, de Manuel Carballo.

No se puede decir que el año 2010 haya estado plagado de estrenos para los fans del terror, a pesar de haber mejorado la cantidad desde el pasado verano, no podemos señalar en este momento en cartelera ninguna película que nos haga saltar de la butaca. Si bien es cierto que aún podemos encontrar en 54 cines Los ojos de julia, esta producción española está más cercana al thriller que al terror. Pero no se puede acabar el año sin una película de terror, y española, por eso Filmax Entertainment estrena hoy, 29 Diciembre 2010, La posesión de Emma Evans rodada completamente en inglés y con actores de habla inglesa, con vistas a su internacionalización, pero con un director y capital nacional.

La posesión de Emma Evans

La posesión de Emma Evans

El planteamiento que el director Manuel Carballo hace al enfocar su segundo largometraje La posesión de Emma Evans es que todos poseemos temores  nacidos  de  nuestras  propias  inseguridades, y que los monstruos,  aliens,  vampiros,  hombres  lobo,  espectros,  demonios,  mad doctors  y  otras  aberraciones  físicas  y/o  morales  no  son  otra  cosa  que proyecciones,  más  o  menos  imposibles,  de  estos  miedos.

En el estreno La posesión de Emma Evans el elemento fantástico que irrumpe en la economía racional de un universo cotidiano, distorsionándolo todo, es la posesión demoníaca. A partir de este acontecimiento irracional, la historia desarrolla  una  serie  de  temas  universales  que  enlazan  con  algunos  de  los mitos culturales y humanos más clásicos: el de Fausto (el miedo atávico a la enfermedad, la locura, la dicotomía entre la fe y la razón) y el de Edipo y Electra  (el  enfrentamiento  generacional  entre  padres  e  hijos).  Ambos aportan  solidez  dramática  a  la  historia,  así  como  un  enfoque  original  y más realista al tema de la posesión infernal, ya clásico dentro del género de terror.

Clip 5 – Estreno La posesión de Emma Evans

 
continua leyendo la noticia…